Archivos para Casas del Casta;ar

El mismo periódico, El Noticiero, continuaba informando en su edición del 5 de diciembre de 1904, las gestiones que el abogado de la acusación particular, José Ibarrola, realizaba tras recibir el escrito de la viuda del asesinado maestro de Casas del Castañar, en la que se mostraba partidaria de acceder al indulto.

Inmediatamente el Sr. Ibarrola redactó y remitió con carácter urgente estos dos telegramas.

Presidente Consejo Ministros

Madrid

Debidamente autorizado por Doña Encarnación Guillén, esposa del maestro asesinado en Casas del Castañar, imploro en su nombre clemencia y pido indulto de Deogracias Martín y Agustín de la Calle.

El Abogado de la Acusación,

JOSÉ IBARROLA MUÑOZ

Excmo. Sr. D. Miguel Muñoz.

Senador.

He conseguido de la viuda del asesinado que pida indulto telegrafío ahora mismo al Presidente del Consejo de Ministros.

IBARROLA

¿Comentarios?

Hecho de esta índole no los pueden tener sin que los empequeñezcan.

Una viuda perdonando á los asesinos de su esposo, bien merece que para coronar tan hermosa obra un Gobierno aconseja queda, indulte á esos dos desgraciados.

Y así no será para Doña encarnación solo el día feliz, disfrutaremos de él los perdonados, los que perdonan y los que por el perdón nos interesamos.

En la misma primera página del ejemplar del lunes 5 de diciembre de 1904 insertaba el mismo medio la siguiente información.

GESTIONANDO UN INDULTO

Continúa activamente las gestiones a favor de los desgraciados reos del crimen de Casas del Castaña, complaciéndonos hoy en insertar la carta dirigida por Hilario Calle á su representante en la vista del juicio, D. José Ibarrola Muñoz que telegráficamente le pidió su autorización y el telegrama que el último dirige al Presidente del Consejo.

He aquí uno y otro documento.

Casas del Castañar 4 Diciembre

Sr. D. José Ibarrola

Mi distinguido amigo: Me entero de su telegrama y le autorizo para que en mi nombre pida el indulto, deseando además haga cuanto pueda por conseguirlo.

Sebe V. es suyo afmo.

HILARRIO CALLE

Presidente del Consejo de Ministros.

Mi defendido Hilario Calle, á quien se intentó asesinar y resultó gravemente herido en Casas del Castañar, implora por mi conducto perdón reos.

JOSÉ IBARROLA MUÑOZ

Sigue a continuación El Noticiero informando de las gestiones que se realizan para la consecución del indulto.

Ayer se recibió un telegrama de la Comisión, que hoy corroboran los periódicos de Madrid, en el que se da cuenta de la entrevista habida con el Sr. Maura y la promesa hecha por éste de que el Consejo de Ministros examinaría nuevamente la causa, encargado de su estudio á otro compañero, que probablemente será el Sr. Rodríguez Sampedro.

El crimen de Casas del Castañar y el recorrido judicial que tuvo el sumario, con el procesamiento, recursos y sentencia a la pena de muerte, concitó el interés de “la prensa de Madrid”. También las gestiones para la petición del indulto, que se intensificaron en los primeros días de diciembre de 1904, aunque fuera n referencias breves de la gestión de la Comisión creada al efecto, incluida la noticia de que fuera recibida por el rey. Periódicos como El Día y El Imparcial, entre otros, fueron esos “periódicos de Madrid” que dedicaron algún espacio al asunto.

Cabeceras de EL DIA y EL IMPARCIAL. Madrid. 1904.

Así, El Imparcial incluyó en su edición del 6 de diciembre, una crónica de su corresponsal.

REOS DE MUERTE

POR TELÉGRAFO
(DE NUESTRO CORRESPONSAL)

Petición de indulto

Plasencia 4 (9 de la mañana).

Todo el país del Valle y Vera de Plasencia, y hasta la provincia entera de Cáceres, espera con ansiedad el indulto de los sentenciados á muerte Agustín de la Calle y Deogracias Martín, del pueblo de Casas del Castañar.

La tristeza se ha apoderado de todos los espíritus al considerar que puede ser ejecutada la sentencia, especialmente en la persona de Agustín de la Calle que fue condenado como inductor y solo por prueba indiciaria.

Toda esta comarca conoce el proceso y por esta circunstancia pide á voces que el gobierno fije su atención en este caso concreto de Agustín de la Calle, porque no se habrá dado un casi ni se volverá á dar, en que por indicios se lleva al patíbulo á un hombre de honrosos antecedentes.

Esta región se halla alarmada con las noticias comunicadas hace días, pero no duda que el atenderá la justicia de la petición del indulto siquiera sea solamente para Agustín.

Así lo pide el pueblo de Casas del Castañar, víctima del caciquismo, y así lo pide toda la región, pues bien pudiera haberse cometido un error, que después de cumplida la sentencia, sería imposible reparar.

La ciudad de Plasencia ha enviado á Madrid una importante comisión á impetrar la gracia de indulto.- Corresponsal.

[No hay que olvidar que en el juicio solamente se conocieron intereses políticos de Agustín de la Calle, que deseaba ser Secretario del Ayuntamiento y que su padrastro fuera nombrado médico titular del pueblo, por lo que debería pertenecer a una familia con ascendencia en la política local, en tanto que de Deogracias Martín, ejecutor del disparo, no se apreció inclinación política alguna en todo el proceso, si nos guiamos por las crónicas de prensa.]

Vale.