Archivos para Plataforma

En la tarde de ayer, la alcasenadora de Cáceres, Elena Nevado, se reunió con la comisión de la Plataforma ciudadana “Cáceres con el Cefot”, impulsada por ella misma. De las noticias que han trascendido, básicamente por un comunicado de prensa remitido por la propia alcaldía, parece claro que el asunto está resuelto y que la Plataforma ya no tiene razón de ser. Bueno, puede continuar si quiere, pero ya no es necesaria.
Por ejemplo, ya no es necesario, como estaba previsto, que en los autobuses urbanos se colocara el cartel de apoyo al Cefot. Eso dijo la alcaldesa en la reunión.
La versión que se da desde fuentes de la Plataforma es que se pidió un compromiso de que en 2013 vendrán nuevos alumnos al Centro de formación militar de Cáceres.
Parece ser que la señora Nevado se da por satisfecha con la nota de prensa hecha pública el viernes por el Ministerio de Defensa y asumida haciendo palmas con las orejas. Los CEFOT permanecerán activos y recibirán tropa en función de la evolución de la oferta de empleo público”. Esto dice la nota de prensa ministerial. Vamos, que la gente de la Plataforma que pide un compromiso de que haya alumnos en 2013 para garantizar la continuidad del Centro, lo único que hace es “prolongar” el sentido de la nota de prensa. La alcasenadora lo da por cerrado. Cree que ha alcanzado un éxito.
Pero…
Pero desconoce algunas variables, o sus asesores en la materia no se las han explicado. En los próximos tiempos, breves, veremos de nuevo noticias sobre cierres debidos a los recortes. No es que el Ejército, al incluir la nota de prensa en su web esté manifestando una voluntad de distraer sobre el asunto. En realidad, lo que está haciendo es manifestar su voluntad de mantener los Cefot abiertos, más allá de que las decisiones políticas en el Gobierno vayan en otra dirección. A ningún mando militar le es grato, al contrario, tener que cerrar un cuartel o disolver una unidad.
La realidad, terca, es que la situación económica que llevó a la adopción del acuerdo del “cese temporal de actividades” sigue siendo la misma mientras se debaten los Recortes Generales del Estado, ahora en el Senado (¿presentará la alcasenadora Nevado alguna enmienda para garantizar la continuidad del Cefot? ¿hará lo mismo el alsenador de Trujillo Alberto Casero?).
Esta ley presupuestaria, cuyas previsiones en materia de oferta de empleo están en el origen y es causa de la situación de interinidad del Centro militar cacereño, tendrá una vigencia, en cuanto a esas previsiones, demasiado corta. Cortísima. Por ley, el 30 de septiembre deberá estar presentado en el Congreso el Proyecto de Ley de PGE para 2013. Y ese proyecto deberá recoger la previsión de oferta de empleo.
Si los dirigentes cacereños y extremeños del partido en el Gobierno de la Nación callan como vienen haciendo hasta ahora, transigen, como vienen haciendo hasta ahora, la previsión de una oferta de empleo nula, incluso con disminución en 1.000 o 2.000 efectivos de tropa y marinería, el futuro del Cefot estará definitivamente echado.
Si ahora, en el Senado, la alcalsenadora Nevado demuestra que de verdad está por la labor de que el Cefot continúe, debe dar la batalla, secundada por los demás senadores cacereños y extremeños del PP, ya que los diputados, encabezados por Carlos Floriano no se han atrevido ni a levantar la voz, ni a balbucear.
No espero nada, no debe esperarse nada de quien nada puede ofrecer.
Vale.
Anuncios
Hace dos semanas, un medio local, al que no volveré a enlazar en este blog ni a citarlo expresamente, publicaba una información sobre la constitución de la Comisión de Seguimiento del Protocolo firmado el 2 de diciembre de 2008 entre Ministerio de Defensa, Junta de Extremadura y Ayuntamiento de Cáceres. La información, limitada en cuanto a novedades (la novedad era la propia constitución de la Comisión), tuvo su continuidad en un editorial del mismo medio al día siguiente, dando contundencia a una información que carecía de ella y tratando de provocar, sin duda, una polémica política sobre la continuidad del CIMOV nº 1. No hubo tal polémica.
Hoy, dos semanas después, aparecen en el mismo medio dos páginas sobre el mismo asunto que más parecen destinadas a un anuario que a la actualidad inmediata. Vuelta la burra al trigo. ¿Aparecerá mañana otro editorial sobre el mismo tema? La diferencia básica entre el formato de la información de hace dos semanas con la que aparece hoy está en que es otro periodista quien firma.
No se preocupa el director del medio en subsanar los errores de lo que publica, que en materia de Defensa y Fuerzas Armadas son habituales en todos los medios nacionales y que son la base de los medios locales (salvo honrosas excepciones). No voy a señalar cuáles son los errores que contiene lo publicado en el día de hoy. Y junto a los errores, las mentiras. Ya se sabe que una mentira repetida muchas veces se convierte en verdad. Es el caso de la actuación del ex alcalde Saponi en todo este tema. Indignado no lo estuvo nunca: no tenía redaños para ello, para enfrentarse al ministro del Yak-42.
Sí me preocupa el camino que sigue este medio en esta materia: la ignorancia es la madre de todos los males. En estos momentos, las realidades en torno a la continuidad del uso del Campamento de Santa Ana son diametralmente opuestas a las que hubo entre 2001 y 2004, bajo gobierno del PP y con el minisTrillo al frente de Defensa, y Saponi en la alcaldía de Cáceres.
En estas realidades, algún nubarrón se puede colocar sobre nuestras cabezas. Por una parte, que los intentos de la dirección del medio local al que me refiero de concitar una polémica política cuajen. Y, por otro, que los intentos que por parte del mando del CIMOV nº 1 de “resucitar” la Plataforma que se constituyó en 2001, cuajen, cosa que dudo. Pero sería muy grave que en los próximos días apareciera alguien ligado a esa Plataforma dando carta de naturaleza a la “necesidad” de que se reactive.
Aquí queda escrito, a 6 de diciembre de 2009, Día de la Constitución, que si en los próximos días aparece algún iluminado tratando de resucitar la Plataforma, será un mandado, un vocero del mando del CIMOV nº 1.
Y otra cosa: al día de hoy, la situación futura del Acuartelamiento de Santa Ana está más cerca que hace un año de tener continuidad y por muchos años.
Vale.