Las sales del litio (cont.)_8

cercadelasretamas —  agosto 16, 2022 — Deja un comentario

Los caminos de Pedro Enrique.

Una de las características que definen a los nuevos grandes ejecutivos de las más grandes empresas, es un afán de innovación en todos los campos. Una característica que se hace llegar quienes en las pequeñas empresas hacen esfuerzos por agrandar su influencia entre los demás directivos, los trabajadores y, sobre todo, entre el entorno social donde se encuentran ubicados sus negocios. Estos aspirantes a dirigir grandes proyectos o grandes corporaciones son los que hace unos años dibujaron la figura del ejecutivo agresivo, normalmente contratado para una finalidad, que hemos visto a menudo en las películas: “reestructurar” las empresas. O lo que es lo mismo, despedir a gente a mansalva.

Rara vez, un ejecutivo agresivo que haya navegado en las procelosas aguas de las reestructuraciones empresariales llega a la cumbre de la cadena trófica. Quizás alguno haya tenido la suerte de ser el agresivo despedidor y convertirse en un CEO. Quizás Marcos de Quinto con su salvaje acción, prácticamente de terrorismo laboral, en la coca cola.

Nuestro Pedro Enrique no está en esa clasificación de ejecutivo agresivo llamado a sanear las cuentas de una empresa despidiendo trabajadores, pero puede, quizás, que haya, en anteriores reencarnaciones, tenido que usar todas las artes de agresividad ejecutiva para sacar adelante un proyecto. Esas artes ejecutivas que se ejercen sobre objetivos proclives a la ensoñación, como son los pequeños empresarios que se dejan seducir por la volcánica verborrea de quien está de vuelta de todo, pero que viene a poner en marcha un nuevo proyecto sobre la base de un capital social de 3.000 €, lo menos que se despacha para ser sociedad limitada.

Esa ensoñación la consigue el ejecutivo que, como nuestro Pedro Enrique, señala que su proyecto es igual que el de los empresarios que se mecen en sus palabras, de manera que les hace creer que solamente saldrán adelante si aprenden de él cómo se hace. Aunque, de entrada, no enseñe los diagramas hechos en powerpoint con barras y figuras animadas, con música de acompañamiento y que, cuando los muestre, lo hará pasando las diapositivas con un mando a distancia y un puntero láser de color verde, para guiar las miradas de sus embelesados alumnos. Esos que nunca llegarán a ser como él, porque cuando tenga conseguido su éxito, los dejará tirados y los apartará como ha hecho ya en otras ocasiones.

Es curioso cómo se estructuran los intereses de los grandes ejecutivos, como nuestro Pedro Enrique. Así, mientras forman parte de los consejos de administración de empresas locales, pasando a participar como unos directivos más de los pequeños cenáculos capitalinos, en aparente pie de igualdad con sus diversos tipos de asociados en círculos, asociaciones, grupos de trabajo…, van tejiendo una tela de araña en proyectos de más enjundia, de forma y manera que sus teóricos colegas de provincia no lleguen ni a enterarse ni, mucho menos, a interesarse o a querer asomarse al interior.

Así, mientras firman acuerdos de apoyo y ayuda con esos pequeños empresarios, a cambio, a veces, de ofrecerles ayuda en la formación de trabajadores para perfeccionar sus oficios, o para que los hijos de los directivos de esas pequeñas empresas puedan esperar que cuando el ejecutivo agresivo haga andar su gran sueño, los incluya en los organigramas de las empresas, aunque sea para llevar el correo.

Incluso, no faltará , que aún no lo hemos visto, que el embrionario proyecto de Pedro Enrique, llegue a firmar una joint venture con una empresa local, que le sirva de caballo de Troya y que colme el orgullo del empresario ya vuelto, definitivamente, cacique.

Así, podremos ver que aparezca otro CEO como Pedro Enrique, formando parte de empresas más grandes como Directores Generales de Proyectos Integrados u otros más rimbombantes cargos.

Vale

… continuará…

cercadelasretamas

entradas

curioso

No hay comentarios

¡Se el primero en comenzar la conversación!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.